A la p… calle (sobre los libros escolares)


Interesantisima reflexión de   en su blog sobre los libros escolares. Articulo original aquí.

Lo siento, no he podido resistirme a hablar de nuevo, como padre y docente, de los libros de texto que voy a tener que comprar para mi hija el curso que viene. Establezcamos el contexto: hija de cinco años que empieza el curso que viene primero de Primaria. La semana pasada se nos informó a los padres del listado de libros de texto para el curso 2014-2015. Un listado, de por sí, bastante extenso, con siete libros (o cuadernillos como se empeñan en llamarles algunos) que, curiosamente, se publica desconociendo a día de hoy quién será la maestra que le va a dar clase. Sí, como padre desconozco a día 2 de julio quién va a ser la maestra de mi hija. Algo que me sorprende. Más aún cuando se supone que son los maestros quienes supuestamente eligen los libros de texto que van a usar.

No, como docente conozco un poco de qué va el percal. Los libros de texto, en muchas ocasiones, son elegidos por los departamentos e incluso por el propio centro (si llegan a un contrato con una determinada editorial -especialmente si hablamos de libros de texto digitales-) y se enjaretan a los docentes. Que te obliguen a impartir clase usando un material que tú no has pedido como docente tiene mucho de cuestionable. Más que de cuestionable, dice mucho del centro educativo y de su equipo directivo.

En pleno siglo XXI lo tengo claro… los docentes que usan libros de texto por elección y aquellos a los que se los enjaretan y los usan bajo diferente tipos de presiones (qué dirán los padres si les hemos obligado a comprar algo que no van a usar es la más habitual) deberían reciclarse o irse a la puta calle. Sí, a la puta calle. Se puede ser un buen o mal profesional usando libros de texto pero que, después de años de docencia, algunos aún sigan justificando el uso de libros de texto bajo diferentes pretextos es algo realmente criminal. Criminal y poco pedagógico.

Lo de los libros de Infantil y primeros cursos de Primaria se podría englobar en otro bloque. El de la incapacidad manifiesta del maestro que los pide o del funcionamiento lamentable de los centros educativos que los deciden por diferentes motivos. Algo que también debería dar lugar a represalias. Obligar a que los padres gasten dinero en algo totalmente innecesario y que, lo único que sirve es para que el maestro simplemente haga de vocero de las palabras de otros, es totalmente lamentable. La pedagogía del libro de texto no tiene ningún sentido en etapas donde la formación global es lo importante. Ni sentido ni propósito.

Como padre me voy a quejar. Voy a hablar con el centro para preguntarles qué demonios se creen. Voy a preguntar qué pasa con la capacitación de los maestros que van a dar clase. Voy a preguntar sobre la necesidad, sin saber qué maestro o maestra va a dar clase a mi hija, de publicar unos libros de texto que va a usar. Pero qué se han creído. No quiero que me sigan timando. No quiero que sigan haciendo lo de siempre con mi hija. No quiero pagar a unas determinadas editoriales para justificar la inanición de determinados profesionales. Estoy muy harto del tema. Más aún cuando el mismo va a afectar a mi hija en calidad educativa y a mi bolsillo en dispendios innecesarios.

Si alguien no es capaz de prepararse su material o buscar en la red materiales para adaptarlos a sus necesidades a estas alturas de la película que se vaya a la puta calle. Hay cientos de futuros docentes con ganas de hacerlo. Si algún centro es capaz de decidir los libros de texto que van a usar sus docentes, sin consultarles a los mismos, es que hay un equipo directivo que, lo mejor que podría hacer, sería desaparecer. Sí, desde aquí lo digo alto y claro… que se vayan a la puta calle.

Por cierto, si los padres nos quejáramos más de lo realmente importante, nos involucráramos más en los centros educativos donde estudian nuestros hijos y nos negáramos a comprar libros de texto, otro gallo cantaría en el sistema educativo.
Sería sólo un gesto, pero con ese gesto se dirían muchas cosas.
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Educación, escuela pública., Libros, Noticia, reciclar. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a A la p… calle (sobre los libros escolares)

  1. maria dolores gomez martinez dijo:

    No te preocupes Antonio, yo estoy hasta el moño de que me engañen. De que me digan durante todo el curso escolar que los libros cambian en 1º, 3º y 5º y ahora me entere de que en muchos colegios de Alcantarilla y Las Torres de Cotillas han decidido no cambiar los de 3º y hacer donación de libros para este curso.

    DE QUE ESTAMOS HABLANDO?.

    Date: Thu, 3 Jul 2014 09:17:38 +0000 To: mdgomezmartinez@hotmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s